Visitante numero: 222
Total Website Visits: 3421280

Entregan reconocimiento a familias de acogida

Con el objetivo de relevar el rol que cumplen las familias acogedoras en la sociedad, se reconoció a las familias con larga trayectoria y a quienes están iniciando el proceso.

En el marco del mes del acogimiento familiar, la dirección regional del Servicio Nacional de Protección Especializada a la Niñez y Adolescencia (SPE) y los Programas Familia de Acogida Especializados (FAE) de la Región, reconocieron a las familias acogedoras por su contribución a la restitución de derechos de niños, niñas y adolescentes.

En ese sentido, Susana Rojas, quien ya hace un tiempo es familia de acogida relató su testimonio y las principales motivaciones para iniciar este proceso. “Pensamos que el amor es el motor, lo que nos mueve a hacer cosas. El amor a los niños nos motivó a ser familia de acogida, el conocer historias y saber que hay niños que sufren. Por ello, abrimos nuestro corazón, nuestros brazos para poder entregar amor contención y con este pequeño granito de arena estamos aportando y ayudando a niños que lo necesitan”.

La directora regional del Servicio Nacional de Protección Especializada a la Niñez y Adolescencia, Julia Sandes, destacó que esta instancia evidencia el compromiso de la institución por fomentar una cultura del acogimiento.

“Hoy es un momento importante, es un momento de reconocer que estamos comprometidos con los niños y adolescentes que requieren en algún momento de su vida, una protección distinta. Fue una instancia de mucha sensibilización que lo único que nos hace y nos confirma la necesidad de seguir avanzando en una cultura del acogimiento, tenemos que seguir adelante, tenemos que generar un efecto dominó, debemos tener muchas más familias”.

Por su parte, el presidente de la Corte de Apelaciones de La Serena, ministro Felipe Pulgar recalcó “los que trabajamos en infancia y sobre todo en infancia vulnerada sabemos lo importante que es hoy es generar el apego, generar sentimientos de pertenencia a una familia y a veces eso no pasa en su familia biológica y los funcionarios que pertenecemos al Estado tenemos que ser responsables de poder llegar a tiempo y una de las formas es a través de las familias de acogida. Esto es un momento muy emotivo donde la familia nos dan su testimonio e incentivan a otras personas que aún no han dado el paso para poder transformarse en dadores de amor”.