Una serie de recomendaciones entrego a la ciudadanía y trabajadores de medios de comunicación Colegio de Periodistas

unto con relevar el rol de los medios en contextos de crisis, como la que vive el mundo con la pandemia del Covid-19, el colegio de periodistas de Chile hizo un llamado, por un lado, a la comunidad a informarse por medio de canales y medios verificados y no caer en noticias que circulan por redes sociales, muchas de ellas «fake news». Asimismo el gremio llamó a los empleadores de los periodistas y demás trabajadores de la prensa de terreno, a que les entreguen las herramientas para que puedan realizar su trabajo de manera segura, ya que muchas veces, son algunos de los trabajadores más expuestos en tiempos de crisis.

El colegio emitió al respecto el siguiente comunicado, que reproducimos a continuación:En contexto de una contingencia sanitaria, como la que vivimos hoy a escala global, el rol de las comunicaciones es un elemento clave. Por eso, desde el Colegio de Periodistas de Chile queremos entregar algunas recomendaciones para enfrentar de la mejor manera este proceso.A la ciudadaníaSabemos que tras una emergencia o desastre aumenta el consumo de noticias y la generación de contenidos. Y de manera cada vez más instantánea, las audiencias, lectorías y usuarios de redes sociales demandan información veraz y oportuna a través de diversos formatos.Frente a esta demanda, instamos a tomar las precauciones con aquella información que se masifica a través de redes sociales o mensajerías; y que no constituyen una realidad. Nos referimos a las famosas fake news o noticias falsas. En los últimos días, hemos visto diversas publicaciones sobre casos que generan alarmas innecesarias, incluso se han viralizado recomendaciones que no se ajustan a los protocolos sanitarios para evitar el contagio, confundiendo a la población.Entendemos la importancia de estar informadas e informados, por ello hagámoslo a través de medios que citen fuentes autorizadas, como las gubernamentales, académicas, científicas y de profesionales con experticia. De esta forma, es posible descartar cualquier confusión que nos lleve a tomar decisiones equívocas.El rol de los medios, empresas periodísticas e institucionesLas y los periodistas; trabajadores y trabajadoras del sector de las comunicaciones por las características de sus labores, no están inmunes al contagio; por el contrario, son factores de riesgo estar en contacto con diversas personas sobre todo en contextos que no aseguran su protección sanitaria.Así como en algunas empresas privadas y el sector público se ha implementado el teletrabajo, esperamos que quienes se desempeñan en las comunicaciones de medios e institucionales también puedan acceder a esa garantía laboral mientras dure la emergencia sanitaria. Además, es importante que los medios de comunicación consideren que, al estar las niñas y niños sin clases, son sus padres y madres quienes deben resguardar su cuidado, por tanto, es importante que los medios garanticen este sistema para estos trabajadores y trabajadoras.En el caso de quienes se encuentran en coberturas tanto del Covid-19 como de otras pautas periodísticas, exigimos a sus empleadores y direcciones de recursos humanos que entreguen los elementos de protección personal necesarios para cumplir con las labores y las medidas sanitarias vigentes.Hacemos un llamado a las autoridades y vocerías políticas quienes habitualmente están citando a puntos de prensa en lo posible evitar estas convocatorias si no son estrictamente necesarias. Sugerimos tomar medidas de comunicación efectiva a través entrevistas telefónicas, videollamadas o videoconferencias como medidas preventivas.En el caso de ser imprescindibles, esperamos la realización de puntos de prensa acotados con mínimos interlocutores, poniendo en práctica la denominada distancia social.A nuestras y nuestros colegasDestacamos la labor realizada por los equipos de prensa durante estos últimos días en medio de una emergencia sanitaria y que sabemos se proyecta en el mediano y largo plazo. Como Colegio de Periodistas de Chile no dejamos de enfatizar en la responsabilidad social que él o la profesional de las comunicaciones debe tener en toda circunstancia, en conformidad con el sentido de las normas éticas establecidas por nuestro Código. El compromiso del y la periodista con la sociedad y su deber de entregar información veraz a la ciudadanía es irrenunciable más aún en escenarios de crisis como el que nos enfrentamos en la actualidad.