Visitante numero: 578
Total Website Visits: 3116747

Con nuevos médicos responden a emergencias en SAMU regional

La llegada de estos facultativos permite contar con asesoría médica en la atención prehospitalaria y coordinar de mejor manera los traslados a establecimientos de la zona, beneficiando directamente a la comunidad.

Un total de 6 médicos reguladores trabajan actualmente en el Servicio de Atención Médica de Urgencia (SAMU) regional para dar respuesta a las emergencias de la población durante las 24 horas, los 7 días de la semana.

Una incorporación de nuevos profesionales que apoyarán al Centro Regulador desde donde se gestionan las ambulancias, justamente en una temporada donde aumentan los accidentes.

El doctor Pedro Cabezas, comenzó a ser médico regulador del SAMU Coquimbo hace 10 años. Hoy, valora profundamente el aumento de turnos y la llegada de nuevos colegas para aportar en su trabajo.

Tener médicos con turnos 24/7 en el Centro Regulador es un gran anhelo que teníamos y ayuda bastante a los pacientes y a toda la gente que tiene urgencias. Nos permite asignar de buena forma todos nuestros recursos, que no son infinitos. He notado que ha ido habiendo una mejor resolución de la mayoría de los casos”, afirmó.

En tanto, el doctor Javier Aguirre, Médico Jefe del SAMU Regional, explicó que estos facultativos tienen “un rol fundamental, sobre todo en estas fechas porque tienen una visión general de dónde pueden trasladar a los pacientes y cómo apoyarse con los equipos de salud, mejorando la oportunidad de la atención y los traslados.

Son muy importantes en la atención de urgencia prehospitalaria porque es el primero que modula la demanda, es decir, da indicaciones frente a dudas de los operadores telefónicos, establece cuándo es pertinente un llamado y permite dar apoyo clínico a los equipos que están terreno en las ambulancias, sobre todo en traslados de pacientes críticos. Hoy, todos los turnos están cubiertos por médico regulador”.

Y es que el correcto funcionamiento de una Red de Urgencia requiere de una adecuada coordinación que permita la priorización de traslados y atención de pacientes graves a menos complejos dentro de los distintos establecimientos. Dicho rol en la Región de Coquimbo recae en el Centro de Regulación del SAMU, el cual deberá velar por el correcto funcionamiento de la red de emergencias y sus derivaciones entre los centros de atención.